logotype
logotype
CON EL CESE DE LOS “MORIS” SE HA PERDIDO ALGO MÁS DE 233 AÑOS DE ESPARTO.

Águilas está triste por el cese de la industria de espartería “Los Moris” pues con ellos se pierde parte de nuestra identidad industrial espartera.

En el año 1773 se inicia el proceso de industrialización del esparto en Águilas; la primera industria espartera fue Félix Soria, fundada en el 1775 y la última Los Moris Sociedad Cooperativa (1925) -Hilaturas y Otras industrias menores-, industria familiar modesta.

Pese a la aparición de las fibras sintéticas que de alguna forma desplazaron el esparto, esta sociedad ha estado funcionando con la hilatura del esparto hasta 2008, año de su cese. Ya sólo nos queda la historia, nuestra historia, quedando como vestigios los grandes artesanos del esparto.

noticia cese actividad Moris

Hace 10 años que me adentré en el mundo del esparto y con el tiempo he ido convirtiendo ese descubrimiento para mí en mi pasión, en el interés de que lo ha sido para Águilas una forma de vida y de cultura no se pierda. Tras conocer  a la mayoría de las personas relacionadas con el esparto, vengo luchando para que Águilas tenga un museo o un lugar donde queden recogidos todo lo que queda de la industria de espartería y todo lo que hay hecho por los pocos artesanos que quedan; así como talleres que se dieran de forma permanente a jóvenes y mayores.

Debemos recuperar lo poco que queda de la industria espartera,  disfrutar con el conocimiento que pueden ofrecernos estos artesanos esparteros y  poder contemplar sus obras creadas con tanta entrega y dedicación;  cada día  que pasa estamos perdiendo objetos de gran valía emocional para todos los aguileños  y nuestra historia; sabemos que los esparteros aguileños son mayores pero en sus manos tienen un tesoro, son fabricantes de arte y debemos de curtirnos de su talento ¡estamos a tiempo!

Este año hemos visto en nuestro desfile y las peñas de la noche de nuestro Carnaval una buena representación de que el esparto puede seguir vivo, ¡enhorabuena y muchas gracias! a todas estas peñas que han utilizado el esparto en los trajes y por supuesto siempre a nuestra Musona y su séquito, personaje ancestral, muy  importante para el carnaval de Águilas, siendo acompañado por cientos de personas desde Castillo San Juan De las Águilas que representa y nos lleva a la idea de que cuando buscamos historia de Águilas encontramos un hueco para el esparto.

Esta inquietud que siento y manifiesto por difundir la historia de la que posiblemente ha sido la mayor población espartera del mundo queda reflejada en esta web decicada al esparto y a sus artesanos, en el que intento recoger los 233 años de nuestra historia y el arte de estos maestros a través de la fotografía.

Desde aquí mi homenaje a los Moris ya que han  cesado esta actividad por su jubilación  hasta su cierre, a pesar de todos los inconvenientes por el paso a las nuevas tecnologías, han luchado y han vivido por y para el esparto.

 

Gracias a ellos y a cada una de las personas que contribuyen a hacer posible que siga el esparto vivo.